9 may. 2016

Trampantojo #86

El sábado pasado, en Babelia.



5 comentarios:

  1. Como todo el mundo sabe, el Quijote de Menard es más sutil e infinitamente más rico que el de Cervantes. Menard, contemporáneo de William James… y de Sigmund Freud, claro. Inevitable, pues, que este pobre hombre acabase en el diván.

    ResponderEliminar
  2. ESTE LOCO DE ATAR SUFRIENDO UNA CRISIS DE IDENTIDAD? PERPLEJO ME QUEDO, VOTO A BRIOS ¡¡¡ THAT`S INCREDIBLE, QUE DIRÍA EL WILLY S.

    ResponderEliminar
  3. Y no nos olvidemos de los Quijotes más frustrantes del séptimo arte: el que le costó la vida a Orson Welles, proyecto finalizado décadas después por Jess Franco y el que seguramente acabará con la de Terry Gilliam: 20 años lleva intentado rodar "El hombre que mató a Don Quijote" y sigue en ello, aún a sabiendas de que seguramente será al revés y Don Quijote sea quien acabe con el cineasta...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Glups! Espero que no acabe conmigo también esta miniserie de tiras cervantinas...

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar